MOUSSE DE LIMÓN KETO

Si para mi receta anterior, la de las cookies, hiciste una buena cantidad de dulce de leche casero (y has resistido la tentación de no comértelo a cucharadas), aquí te traigo esta receta deliciosa para que lo aproveches: un mousse de limón ligero, de textura esponjosa y sabor suave.

Creo que el chocolate se merecía un descanso en mi cocina, así que cambio de tercio para mostrarte esta receta que se hace en 10 minutos (una vez tengas hecho el dulce de leche, claro está) y que está de rechupete. Puedes cambiar el limón por naranja, pomelo, granada, o la fruta ácida que más te guste. La base será la misma y podrás tunearlo según te vaya pidiendo el cuerpo.

Muuuuy fácil, verás. Apunta.

 

INGREDIENTES:

– 250 ml de nata líquida para montar 35%MG

– 400 ml de dulce de leche casero sin azúcar (receta en el post anterior)

– Zumo de 2 limones

– Ralladura de limón al gusto

PROCEDIMIENTO:

  1. Montar la nata. Para ello es aconsejable que esté muy fría y que el recipiente que usemos para montarla, también lo esté.
  2. Una vez montada, añadir el dulce de leche a temperatura ambiente y mezclar muy bien con una espátula de silicona.
  3. Añadir por último el zumo de limón y volver a mezclar hasta integrar todo.
  4. Verter la mezcla en los moldes, con esta cantidad da para 4 grandotes o 6 más pequeños. Opcional: decorar con ralladura de limón y un poco de azúcar de coco.
  5. Meter al frigorífico un par de horas antes de consumir.
  6. ¡A disfrutar!

También puede interesarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *